FANDOM


Son máquinas mágicas. Solo obedecen ordenes, no tienen autonomía. Excelentes esclavos pero algo costosos.
Recomendaciones al Rey

GOLEM DE ACERO - Guardianes infalibles Editar

ESTRATEGIA Editar

El golem es un excelente Apoyo indudablemente. Pero no se debe subestimar su potencial en Invocación. Es fácilmente potenciable y puede asegurar una victoria si llega a un empate.

HISTORIA Editar

Cuando los magos experimentan con la chispa de vida, pueden desviarse por dos caminos principales: los elementales y los golems.

Las criaturas elementales gozan de poder y sabiduría, los golems son meras máquinas que cumplen ordenes, a diferencia de los seres de mana, el golem es indestructible e inmortal y con muy poca cantidad de mana pueden vivir milenios, llevar a cabo pesadas tareas, pelear o construir.

Los golems se crean en base a una materia prima, la cual rellena un esqueleto del mismo material o algun complemento. Una vez listo, se lo cubre de Mana desde el interior, haciendo que brote de él mismo, esta primera etapa puede ser extenuante para el mago, pero una vez en funcionamiento, el mantenimiento es insignificante. Cuando el golem se levanta, estará inmovil hasta recibir una orden, la cual debe escribirse en el lenguaje de los dioses en un papel y se inserta en su boca. El golem repetirá la tarea hasta que la cambien o le detengan con la plabra n'met, que en el lenguaje de los dioses es "terminar", con cuidado de no pronunciar nah'met, "matarse", el cual lo desactivaría y regresaría a sus elementos básicos (la materia prima con la que fue creado).

La creación de los golems puede llevar mucho tiempo, cada pieza que lo compone es un trabajo de artesanos que no todos pueden pagar. Los golems más básicos, como los de barro, pueden crearse con tan solo el soplo de vida pero su utilidad es proporcional al esfuerzo que se empleó.

El Golem de Acero es una obra maestra, pero también un misterio, se desconoce quien lo creó, el nivel de detalle en las ornamentaciones, las lineas, los engranes y los extraños elementos luminosos que lo componen no son de este plano de la existencia, pero su eficiencia y resistencia son indiscutibles.